Encabezado3

   
  .
  ¿Porqué debo creerle a la Biblia?
 
¿Porqué  debo creerle a la Biblia?
1.- Por su Honestidad

La Biblia es dolorosamente honesta. Muestra a Jacob, el padre de su «pueblo escogido», como un engañador. Describe a Moisés, el dador de la ley, como un líder inseguro y reticente que en su primer intento de ayudar a su propio pueblo, mató a un hombre y luego huyó al desierto para salvar su vida. Retrata a David, no sólo como el rey, general y líder espiritual más amado de Israel, sino también como uno que tomó la esposa de otro hombre y luego, para cubrir su propio pecado, conspiró para matarlo. En un momento, las Escrituras acusan al pueblo de Dios, la nación de Israel, de ser tan mala que hacía parecer buenas a Sodoma y a Gomorra en comparación con ella (Ezequiel 16:46-52). La Biblia presenta la naturaleza humana como hostil a Dios. Predice un futuro lleno de problemas. Enseña que el camino al cielo es estrecho y el camino al infierno ancho. Las Escrituras claramente no fueron escritas para aquellos que desean respuestas simples ni una visión optimista y fácil de la religión y la naturaleza humana.

2.- Por su preservación
 
En el mismo tiempo en que resurgió el estado moderno de Israel, después de miles de años de dispersión, un pastor beduino descubrió uno de los tesoros arqueológicos más importantes de nuestra era. En una cueva ubicada en la orilla noroeste del mar Muerto encontró en una jarra rota documentos que habían estado escondidos por dos milenios. Hallazgos adicionales produjeron manuscritos que anteceden en más de 1.000 años a las copias más viejas. Una de las más importantes fue la copia del libro de Isaías. Reveló un documento que es en esencia el mismo que el libro de Isaías que aparece en nuestras propias Biblias. Los rollos del mar Muerto surgieron del polvo como un apretón de manos simbólico para una nación que volvía a su hogar. Desacreditaron las afirmaciones de aquellos que creían que la Biblia original se había perdido con el tiempo y las alteraciones.
 
3.- Por sus afirmaciones de sí misma.
 
Es importante saber lo que la Biblia dice sobre sí misma. Si los autores de las Escrituras no hubieran dicho que hablaban en nombre de Dios, sería pretencioso de nuestra parte aseverar que es así. También tendríamos otro tipo de problema. Tendríamos una colección de misterios sin resolver envueltos en una literatura ética e histórica, pero no tendríamos un libro que ha inspirado la construcción de innumerables iglesias y sinagogas en todo el mundo. Una Biblia que no asegurara hablar en nombre de Dios no se habría convertido en el fundamento de la fe de cientos de millones de cristianos y judíos (2 Pedro 1:16-21). Sin embargo, con mucha evidencia y argumentos parasustentar sus afirmaciones, los autores de la Biblia sí aseguraron estar inspirados por Dios. Debido a que millones han basado su bienestar presente y eterno en esas afirmaciones, la Biblia no puede ser un buen libro si sus autores mintieron consecuentemente sobre la fuente de su información.
4.- Por sus milagros
 
El éxodo de Israel desde Egipto proveyó una base histórica para creer que Dios se reveló a Sí mismo a Israel. Si el mar Rojo no se dividió como Moisés dijo, el Antiguo Testamento pierde su autoridad para hablar en nombre de Dios. El Nuevo Testamento depende tanto o más de los milagros. Si Jesús no se levantó corporalmente de los muertos, el apóstol Pablo admite que la fe cristiana está basada en una mentira (1 Corintios 15:14-17). Para mostrar su credibilidad, el Nuevo Testamento nombró sus testigos, y lo hizo en un marco de tiempo que permitió que esas afirmaciones fueran probadas (1 Corintios 15:1-8). Muchos de los testigos terminaron como mártires, no por convicciones espirituales o morales abstractas, sino por asegurar que Jesús se había levantado de los muertos. Aunque el martirio no es inusual, la base sobre la cual estas personas dieron sus vidas es lo importante. Muchos han muerto por lo que creían cierto, pero la gente no muere por lo que sabe es una mentira.
 
5.- Por su Unidad.
 
Los sesenta y seis libros de la Biblia fueron escritos por cuarenta autores diferentes que escribieron durante un período de 1.600 años. Cuatrocientos años de silencio separan los treinta y nueve libros del Antiguo Testamento de los veintisiete del Nuevo Testamento. Sin embargo, desde el Génesis hasta el Apocalipsis cuentan una historia en desarrollo. Juntos proveen respuestas consecuentes a las más importantes preguntas que podemos hacer: ¿Por qué estamos aquí? ¿Cómo podemos sobreponernos a nuestros temores? ¿Cómo podemos llevarnos bien con los demás? ¿Cómo podemos sobreponernos a nuestras circunstancias y mantener la esperanza viva? ¿Cómo podemos hacer las paces con nuestro Creador? Las respuestas consecuentes de la Biblia a estas preguntas muestran que las Escrituras no son muchos libros sino uno solo.
6.- Por su exactitud histórica y geográfica
 
A través de las edades, muchos han dudado de la exactitud histórica y geográfica de la Biblia. Sin embargo, los arqueólogos modernos han descubierto en repetidas ocasiones evidencia de la existencia de los pueblos, lugares y culturas descritas en las Escrituras. Vez tras vez, las descripciones del registro bíblico han demostrado ser más confiables que las especulaciones de los eruditos. El visitante moderno de los museos y las tierras de la Biblia no puede sino volver impresionado con el escenario histórico y geográfico real del texto bíblico.
 
7.- Por el patrocinio de Cristo
 
Muchos han hablado bien de la Biblia, pero ningún apoyo es tan convincente como el de Jesús de Nazaret. Él recomendó la Biblia, no sólo por medio de sus palabras, sino a través de su vida. En momentos de tentación personal, enseñanza pública y sufrimiento personal, dejó claro que creía que las Escrituras del Antiguo Testamento eran más que una tradición nacional (Mateo 4:1-11; 5:17-19). Creía que la Biblia era un libro sobre Él mismo. A sus compatriotas dijo: «Escudriñad las Escrituras; porque a vosotros os parece que en ellas tenéis la vida eterna; y ellas son las que dan testimonio de mí; y no queréis venir a mí para que tengáis vida» (Juan 5:39,40).
 
8.- Por su exactitud profética
 
Desde los días de Moisés, la Biblia predijo eventos que nadie quería creer. Antes de que Israel fuera a la Tierra Prometida, Moisés predijo que Israel sería infiel, que perdería la tierra que Dios le daba, y que sería dispersado por todo el mundo, se volvería a juntar, y luego sería restablecido (Deuteronomio 28-31). El punto central de la profecía del Antiguo Testamento era la promesa de un Mesías que salvaría al pueblo de Dios de sus pecados y posteriormente traería juicio y paz al mundo entero.
 
9.- Por su Supervisión
 
Los libros de Moisés se escribieron 500 años antes que las más antiguas escrituras hinduistas. Moisés escribió el Génesis 2.000 años antes de que Mahoma escribiera el Corán. Durante esa larga historia, ningún otro libro ha sido más amado ni más odiado que la Biblia. Ningún otro libro ha sido tan consecuentemente comprado, estudiado ni citado más que éste. Aunque millones de libros vienen y van, la Biblia es todavía el libro por el cual se miden todos los demás. Aunque los que se sienten incómodos con sus enseñanzas muchas veces lo ignoran, sigue siendo el libro central de la civilización occidental.
10.- Por su poder para cambiar Vidas
Los no creyentes muchas veces señalan a aquellos que dicen creer en la Biblia sin ser cambiados por ella. Sin embargo, la historia está también marcada por aquellos que han mejorado por este libro. Los Diez Mandamientos han sido una fuente de dirección moral para innumerables personas. Los salmos de David han ofrecido consuelo en momentos de problemas y pérdidas. El Sermón del Monte de Jesús ha dado a millones un antídoto para el terco orgullo y el legalismo. La descripción de Pablo del amor en 1 Corintios 13 ha tranquilizado corazones airados. Las vidas cambiadas de personas como el apóstol Pablo, Agustín, Martín Lutero, Juan Newton, León Tolstoy y C. S. Lewis ilustran la diferencia que la Biblia puede producir. Aun naciones o tribus completas, como los celtas de Irlanda, los vikingos salvajes de Noruega y los indios aucas del Ecuador, han sido transformadas por la Palabra de Dios y la vida sin precedentes y la significación de Jesucristo.
 
  Hoy nos han honrado 64056 visitantes ¡Aqui en esta página!  
 
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=
**Create Link Effect**